viernes, 9 de diciembre de 2011

CAPITAN DE INFANTERÍA DE MARINA VICENTE TRIGO SANDOMINGO (I)





En las dos entradas anteriores publicadas en relación con la organización Socorro Blanco queda de manifiesto su carácter de grupo de espionaje y guerrilla organizada a favor del ejercito sublevado,función ésta muy alejada de la labor humanitaria de la que se arrogaban. Queda igualmente claro que el Capitán de Infantería de Marina D.Vicente Trigo Sandomingo perteneció a esta organización a la que sirvió desde su cargo de oficial del ejercito republicano, traicionando el juramento a la bandera de peor forma si cabe que como lo hicieron la totalidad de los militares sublevados a las ordenes de los responsables del alzamiento en armas contra el gobierno de la nación y sus instituciones.

El contenido de la causa abierta por el ejercito franquista contra el Capitán Trigo está plagado de manifestaciones a favor del alzamiento militar y loas a Franco,manifestaciones éstas vertidas tanto por el Capitán Trigo en sus declaraciones, como por los testigos que presentó. Declaraciones de testigos que llegan a exponer con gran detalle como el Capitán Trigo, por entonces Teniente Coronel (1), no solo rehuía el combate con las fuerzas franquistas sino que incluso protegía con sus dotaciones las lineas de estos, especial mención se hace de la defensa del Castillo de Locubin, posición defendida a las ordenes del Capitán Trigo, tomado casi sin esfuerzo por las tropas franquistas, a pesar de ser muy inferiores en número y medios, como consecuencia de la actuación traidora del Sr.Trigo.

La vehemencia de las manifestaciones a favor del alzamiento y sus responsables me hace suponer que a nadie molestará que se haga publica la "inquebrantable adhesión" de este señor al franquismo y sus fines, muy al contrario estarán muy orgullosos de su comportamiento, adhesión  magnificada hasta los limites al llevar a cabo aquello que para un militar supone el más alto de los deshonores y el más duro de los castigos : la traición,en este caso traición a su bandera, a su patria, a sus compañeros de armas y de trinchera, traición por el mismo reconocida con orgullo, máxime si tenemos en cuenta que el Sr.Trigo lleva desde 1984 actuando ante el Tribunal de Justicia Militar en aras de que la sentencia en su día impuesta (1939) sea considerada nula,obtener una reparación moral y su "honor" restablecido, basándose exclusivamente en una laguna técnico legal  de procedimiento.
"b)... en el texto de la Sentencia se omite el refrendo o firma de la Autoridad judicial, requisito indispensable para su validez, ya que el firmante “por orden”, don Rafael de Haro, en aquel momento capitán de navío, ni por su categoría ni por sus funciones estaba facultado para refrendar lo acordado en Consejo de Guerra, por lo que dicha Sentencia es radicalmente nula o inexistente" 

Demanda que siéndole desfavorable en su día motivó la presentación de un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional el cual no es admitido según fallo del citado tribunal de fecha 10 de julio de 1985 y que pueden consultar en el siguiente enlace:


¿Reparación moral?

Finalizada la instrucción de la causa por el delito de adhesión a la rebelión, motivada por el hecho de no haberse pasado a las filas franquistas durante la contienda, el Sr.Trigo cuenta con el beneplácito del Juez Instructor para presentar cuantos testigos a su favor  propone y todos declaran,sin embargo la acusación se limita a solicitar la unión a autos de varios escritos efectuados por el Sr.Trigo (partes de guerra) y la solicitud de un informe al S.I.M. En otros muchos procesos sumarísimos los testigos de la defensa o "no se presentaban" o "no eran localizados".

El informe que el S.I.M aporta es tan escueto como irrelevante, del mismo se desprenden que el SIM no solo desconocía la trayectoria del Sr.Trigo en la contienda sino que también ignoraba su pertenencia a la cadena de mando de Socorro Blanco, lo reproduzco a continuación:


la herida a la que hace alusión el parte es un simple rasguño en una mano que no requiere intervención médica alguna aparte de una cura en campaña, según consta en las diligencias de la causa.

Sin embargo en las conclusiones del Juez Instructor Capitán de Infantería de Marina D.Juan Jesús Castilla y  Polo en su página 2 y en relación con el SIP (Servicio de Información y Propaganda) se puede leer lo siguiente :

INFORME DEL SIP. DEPARTAMENTAL. 
Antecedentes existentes en el SIP del Departamento de Cartagena relativo al Capitán de Infantería de Marina D.VICENTE TRIGO SANDOMINGO : Persona de orden.De ideas derechistas, antes y después del Movimiento.Los servicios prestados a los rojos fueron forzados.-Parece ser que laboró cuanto pudo por el triunfo del Glorioso Movimiento Nacional.- Muy perseguido y vigilado por los rojos.- Se afectó completamente al Movimiento.-Cartagena 24 de mayo de 1939.Año de la Victoria.
¿Perseguido y vigilado por los rojos?, el ejercito republicano no tenía ni idea de las actividades de este sujeto, ni las sospechaba, de haber sido así  habría acabado mal, muy mal y no ascendido de Capitán hasta Teniente Coronel de Infantería de Marina con fuerzas de muy elevado número bajo su mando.

Claro que el Sr.Trigo se ocupaba muy certeramente de parecer un perfecto republicano , como así lo demuestra uno de los partes de guerra por el firmado y unido a la documentación de su proceso el cual transcribo literalmente :


Sr.Coronel Jefe del Regimiento Naval número 1.

Tengo la satisfacción de poner en su superior conocimiento haber librado nuevamente combate en el día de ayer contra fuerzas inmensamente superiores en número y material sin que a pesar del impetuoso ataque del enemigo y el intenso fuego de artillería y ametralladoras decayese un solo momento el espíritu y entusiasmo de las fuerzas a mi mando, que al grito de !Viva La República¡ y de "NO PASARAN",cantando la Internacional, resistieron desde las diez de la mañana hasta el anochecer que les desalojamos de sus posesiones, huyendo en desbandada.En esta operación les causamos innumerables bajas bien visibles y la perdida de innumerables caballos, sin que afortunadamente tuviéramos nosotros que lamentar baja alguna.Tomaron parte en esta acción la primera y segunda compañía navales, compañía de marinería dos de milicias de Murcia, las cuales rivalizaron en valor y heroísmo de forma tal que no es posible significar cual de ellas sobresalió sobre las demás.A la consideración de V.S.someto la conveniencia de premiar tan sobresaliente comportamiento para estímulo de los que han sabido situar tan alto el prestigio de la Marina, permitiéndome solicitar a V.S la conveniencia de que este parte se traslade al Excmo.Sr.Vicealmirante Jefe de esa Base Naval y al Frente Popular de Murcia, a los efectos que dichas autoridades estimen. ¡Viva la República!

23 diciembre 1936

Fdº Vicente Trigo 
Teniente Coronel

En otras publicaciones quedará demostrada la total falta de participación activa del Sr.Trigo en la dirección de la acción militar relatada en su parte, es más se describirán sus labores de entorpecimiento a las acciones militares desarrolladas por la fuerzas republicanas que combatieron.

Leer este teatral parte de guerra sabiendo que el que lo firma es un militar traidor a la causa republicana y que tiene bajo su mando varias compañías de Infantería de Marina, rompe muchos esquemas preconcebidos sobre la condición militar.


Benito Sacaluga

(1) En ocasiones anteriores he puesto de manifiesto que las graduaciones reconocidas a los militares encausados por el franquismo se corresponden con aquellas que ostentaban al inicio de la guerra civil, no siendo válidos ninguno de los ascensos, por ningún motivo,concedidos durante la contienda.



No hay comentarios:

Publicar un comentario